Ads 468x60px

martes, 23 de noviembre de 2010

Actividad Policrómica

Un día adicional suma mucho tiempo para hacer un montón de cosas. No porque ese día extra vas a hacerlas todas, sino porque podés distribuirlas en todo el fin de semana sabiendo que no estás contando los minutos que te quedan libres para que de nuevo sea lunes martes.
  • Porque podés ir a jugar al futbol el viernes y quedarte tomando unas cervezas, para rehidratarse;
  • Porque podés llevar a Tronquito a su sesión de fisioterapia (ya me extenderé más adelante sobre esto);
  • Porque podés cumplir con tus deberes habituales de los sábados y relajarte después a ver pelis;
  • Porque podes cortar el pasto, ir de compras y prepararte para una cena compartida;
  • Porque pueden dejarte plantado para la cena, pero así y todo hacerte un pollo a la parrilla, aunque se largue a llover a media cocción y brindar por ella con una cerveza bien fría;
  • Porque podes limpiar toda tu casa, lavar ropa y sentirte feliz de lo limpia que quedó; 
  • Porque podés hacer galletitas de avena, para comer con unos mates, mientras escuchás los truenos que anuncian otra tormenta.
Ok, no voy a decir que hay actividades que son femeninas o masculinas en la lista, porque quien vive solo sabe que tiene que cumplir con todos los quehaceres; y que cualquier comida casera sabe diez veces mejor que la comprada, más para quien gusta de comer cocina.
Insisto en que los fines de semana tienen que tener un día más, por más que haya leído  por ahí que el feriado extra le cueste a las empresas 1700 millones de pesos...?

3 comentarios:

Petardo Contreras dijo...

No es el caso, pero que garrón cuando dejas tu casa impecable porque viene una chica y al final no viene jajaja
Abrazo!

mundocolito dijo...

Lo mio es peor. Soy anti todo lo que pusiste en el post, pero como momentaneamente vivo solo, tengo que armarme de valor y paciencia y lavar, limpiar aunque lo que se dice cocinar casi nada,siempre hay una roticeria cerca, un delivery de pizzeria.Aproveche a ordenar el caos en estos tres dias,mi depto es chico pero mis dos perros parecen 14 por los quilombos que hacen, ademas de estar 10 horas solos cuando tengo que laburar.Abrazo As, saludos a Tronquito :)

AS dijo...

Se aprende del oficio de amo de casa. Odio, pero en serio, odio limpiar. Pero cada tanto toca. En varias oportunidades me quejé de no contar con alguien de confianza para que me limpie la casa... ya lo haré.
La cocina si, me gusta aunque para mi solo me de fiaca.
Serán dados a Tronquito y devueltos a tus bichos... cómo se llaman? Hay foto en el blog?

 

Sample text

Sample Text